Ciclos Formativos de Grado Medio y Grado Superior

Los ciclos formativos de auxiliar de enfermería siguen siendo los más reclamados

Trabajar en el ramo de la sanidad, es quizás una de las voluntades más comunes por parte de los jóvenes cuando llega el momento de escoger qué formación se va a realizar después de la enseñanza obligatoria. En el ramo de la sanidad se mezcla la visión de una profesión interesante, rodeada de equipos multidisciplinares que hace al profesional superarse día a día y no dejar de aprender, con el contacto extremadamente próximo con pacientes y compañeros de trabajo, buscando sensaciones un tanto vocacionales que acompañen al profesional durante su vida en activo.

El sector de la sanidad ha ofrecido históricamente un gran número de plazas de empleo, tanto en centros públicos como en privados. Quizás en estos tiempos de crisis se observan ciertos recortes en tanto en las condiciones salariales como en personal en ciertos servicios, pero dada la necesidad de la sociedad a que los problemas relacionados con la salud se solucionen tarde o temprano, es cuestión de tiempo que se revierta la situación, o que simplemente el sector privado absorba la demanda de los pacientes, con lo que este sector deberá ampliar sus recursos humanos.

Los ciclos formativos relacionados con la sanidad, suelen ser quizás los ciclos formativos que más apasionan a sus alumnos, ya que gran parte de los conceptos que se aprenden, son totalmente nuevos y a la vez atractivos a la hora de aprenderlos, ya que al ir dirigidos hacia la salud, el alumno entiende que todo aquello que aprende está relacionado con su propia vida y su propia persona.

Estos ciclos formativos, necesitan revisiones constantes dadas las constantes novedades y adaptaciones de protocolos que se adoptan en los centros sanitarios, y que deben velar por la seguridad y optimización de los tratamientos de los pacientes. La ciencia avanza día a día a pasos agigantados, y las novedades y los cambios de pautas de tratamiento varían y se mejoran constantemente. Estos aspectos motivan tanto a formadores, como a los propios alumnos, y obtener un título oficial entendiendo esta realidad, sitúa a los alumnos ante el sector sanitario de la forma más adecuada.

La evolución profesional en el sector de la sanidad no tiene límites, y existen tantos ramos dentro de este sector, que es común realizar los primeros pasos en un servicio y reconducir al cabo del tiempo la dedicación hacia otras especialidades.